Todos pueden triunfar

La mayoría de los casos de éxito empresarial son de personas normales, son iguales a ti, y este es un ejemplo más:

Mericia Kennon es una mujer emprendedora que ha logrado mucho: tiene su empleo, pero junto con su socia, Marycruz Acosta, creó su marca, tiene una línea de productos, estableció una bodega en Estados Unidos, vende sus productos por mayoreo, a precios de fabricante, distribuye en México y hasta ha ido a China varias veces, en busca de fabricantes y mercancía de calidad para sus clientes, pues ayuda a las mujeres a iniciar su negocio con 150 dólares, los cuales pueden convertir en 500 dólares al poner los artículos en manos del comprador final.

Aunque nunca había sido empresaria, ella tenía la ilusión de vender algo. Motivada por mis enseñanzas, destinó 97 dólares a iniciar su aventura en el mundo de los negocios. Con ese dinero, Merica compró cosméticos y al llegar a su trabajo, los ofreció entre sus compañeras; para su sorpresa y alegría, los vendió en unos cuantos minutos y se dio cuenta de las posibilidades de crecer como empresaria.

Poco a poco, hizo crecer su negocio, convirtiéndose con el tiempo en importadora, exportadora y distribuidora. Sus secretos para obtener resultados y triunfar son más simples de lo que crees, y son estos:

  1. Ver las cosas tal y como son. Ten presente lo que tienes a tu alcance para comenzar. Sin importar la suma de dinero que tengas, puedes comenzar con eso; no esperes más, y deja de pensar que te iría mejor si tuvieras más. Mericia comenzó con menos de 100 dólares.
  2. Tener visión. Una persona sin visión, muere. Olvida lo que sucede a tu alrededor y concéntrate en tu realidad, pues es solo tuya y tú la controlas. Enfócate en salirte del hoyo y hacer algo grande. También debes alejarte del pesimismo; deja de pensar que algo no sirve o que no se va a vender; debes ver las cosas desde una perspectiva más optimista.
  3. Definir un plan. Si solo deseas y no elaboras un programa para lograrlo, te quedarás esperando a hacerlo algún día; así nunca lo vas a lograr. Establece los pasos necesarios para alcanzar tus metas, pues así sabrás cuáles son los pasos a seguir y podrás enfocarte en aplicarlos, hasta alcanzar sus sueños. Quienes dan importancia a este aspecto van a progresar.
  4. Acercarte a los expertos. Lo que yo te comparto es resultado de muchos fracasos, pérdidas de dinero y metidas de pata, las cuales se convirtieron en sabiduría y conocimiento. La gente se enfoca en lo que han logrado los dueños de las grandes empresas; solo ven que son multimillonarios, pero no analizan cuántas barreras tuvieron que vencer para prosperar. Esas experiencias serán de gran ayuda en tu camino al emprendimiento.
  5. Tomar acción. Sigue el dicho “No dejes para mañana lo que puedes hacer hoy”. Nada de lo anterior sirve si no lo conviertes en acciones, y si no lo haces ya; recuerda que las cosas se hacen en caliente, o te enfrías y todo se queda en ideas y planes. Trabaja para hacer realidad lo que tanto deseas.