El mundo actual es completamente visual y, para tener éxito en los negocios, requieres dominar ciertas aplicaciones. A fin de ayudarte en este aspecto, te compartiré algunas herramientas que te serán de gran utilidad, para que, en lugar de abrumarte con todo lo que te hace falta, aprendas un poco más y tomes acción.

La mayoría de la gente piensa que tener redes sociales para su negocio se trata de publicar cualquier cosa, pero no es así. Sin importar lo que hagas o vendas, lo que se difunde a nombre de tu marca es muy importante y los contenidos deben ser buenos, demostrar profesionalismo y tener un toque especial, de modo que transmitan la imagen correcta.

La ventaja es que tienes una poderosa herramienta en tus manos, tu teléfono celular, pues te permite tomar fotografías de alta calidad para alimentar tus redes sociales y sacarles el máximo provecho; la única razón por la que no puedes lograr que salgan excelentes es tu falta de conocimientos.

Antes, la edición de fotografías era muy compleja y debías dominar Photoshop o contratar a un experto; hoy, se ha convertido en algo muy fácil de realizar, que da oportunidades a los empresarios que están comenzando y no cuentan con los recursos para pagar por este trabajo.

Te comparto tres herramientas que te serán de gran ayuda para que tus fotos sean un poco distintas:

  1. Canva. Es un sitio web que te permite crear lo que requieras, poniendo palabras a las imágenes o quitándoles el fondo.
  2. Over. Esta aplicación para iPhone te permite poner filtros y frases a una fotografía.
  3. Pixlr. Para este programa de descarga gratuita, se requiere un poco más de aprendizaje, pero ya que lo dominas, es extraordinario.

 

Además de usar los recursos a tu alcance, debes cambiar tu mentalidad. Si tu meta es generar dinero, vas a terminar en la pobreza; mientras que, si buscas ayudar a alguien, obtendrás ganancias. La gente piensa, equivocadamente, que, si da mucho, nadie la contratará, pero, en la actualidad, ganan quienes más dan y piensan en el consumidor.

Para lograr tus objetivos, también debes estar donde esté la atención de tus clientes. Anteriormente, necesitabas el local perfecto para que te fuera bien; hoy, debes elegir la red social que utilizan las personas a quienes deseas llegar. El mundo cambia; no te quedes atrás, cambia tú también.